5 características para ser un líder que inspira

 5 características para ser un líder que inspira

 

¿Sabes a ciencia cierta qué es liderazgo y cómo inspirar a tu equipo de trabajo?  El liderazgo hoy por hoy, va más allá de influenciar y tomar decisiones personales o profesionales ante un grupo de personas. El buen líder de hoy, debido a las nuevas dinámicas sociales, es guía, apoyo y, sobre todo, inspiración. Entonces, ¿qué es lo más importante a la hora de liderar un equipo de trabajo? empatía. Cuando hay sentimientos como el respeto y la admiración, te convertirás también en inspiración para quienes te rodean. 


Una organización puede tener una planeación adecuada, control financiero y ser un éxito en el mercado y no sobrevivir por tener un líder hostil. Así como puede carecer de planeación, pero, gracias a la inspiración y compromiso de su líder, salir adelante. 


Hay una diferencia entre motivación e inspiración. La inspiración nace desde el fondo de cada uno de nosotros, y la motivación es un factor externo que nos impulsa – ese factor externo eres tú-. Cuando logras que las personas estén inspiradas, no necesitarán de motivación externa para lograr sus metas, lo harán por sí mismos.

Además, esto te permitirá ver el gran potencial que tienen los otros porque a través de tu ejemplo y tus palabras adquirirán sentido de pertenencia por tu empresa en general, aumentando sus habilidades. Bien dijo Robert Kiyosaki: "Si quieres ser un líder, necesitas ser un maestro de las palabras". Como empresa hemos aprendido que cuando hay un buen líder, los resultados siempre son mejores de lo que esperamos. 


Muchos artículos demuestran que los líderes mundiales que son inspiración para millones de empleados, poseen características muy particulares que hemos traído para ti, para que puedas analizar si estás en dicho camino o si aún no has empezado a mirar hacia ese lado. Consulta a continuación las 5 características de un líder de inspiración que resumimos en este blog: 


1. Escucha y comunícate de forma clara, respetuosa y amable: 


La única forma que tendrás para saber lo que tu equipo necesita es escucharlos. En la mayoría de los casos, escuchar te ayudará a identificar las maneras de proporcionar lo que realmente se necesita en la búsqueda del éxito.


Tu equipo necesita tener alguien en quien poder acudir si tiene algún problema, preocupación o sugerencia; tu trabajo será escucharlos y es justo en este momento donde la agilidad y confianza tomarán el protagonismo de las relaciones laborales. 

 

2.  Tú buen ejemplo tendrá más fuerza que las reglas:


Tus hábitos y la calidad de liderazgo que tengas se reflejarán en tu equipo, piensa que no recibirás algo que no estás dando. ¿Conoces la ley de la siembra y la cosecha? No es bueno esperar nada que no estés demostrando día a día. Recuerda siempre que cada persona recibe en la medida que da. Navega un claro camino de acción que te permita ser un ejemplo para ellos. 


3. Tiene más valor un hecho cumplido que una palabra en el aire: 


Piensa siempre de manera estratégica antes, si no estás seguro de algo que vas hacer es mejor no mencionarlo. Te recomendamos hacer todo lo que propongas, esto te ayudará a ganar respeto en tu equipo, aumentará el nivel de seriedad y constancia, convirtiéndote en un gran líder.


4.  Enseña a través de la empatía y no del miedo: 


Cuando el miedo hace parte de las emociones que inspiras en ellos, tu equipo no te tomará como un referente de inspiración y motivación. Debes entrenar y enseñar que todos cumplen un papel fundamental en los procesos que se llevan a cabo. Esto les hará sentir que son importantes dentro de la compañía y generará un ambiente de confianza con el líder que tienen.


5. Refuerza el liderazgo en otros:


Los miembros de tu equipo sentirán la obligación de formarse en el rol que tomarán. Es por ello que lo más importante es que refuerces su liderazgo a través de estrategias que sean muy específicas para cada área. 


Cada líder tuvo que ir aprendiendo en el camino cuál es su estilo y forma de liderar, así que por ello no debes preocuparte. Sin embargo, lo más importante sigue siendo que inspires a través del ejemplo, que motives a través de la comunicación y el respeto. ¿Cuántas veces hemos confundido a un jefe, a un político o a un profesor con un líder? ¿Ya sabes si estás siendo inspiración o si, por el contrario, tu equipo solo te ve como un “jefe”?

En nuestro portafolio corporativo encontrarás grandes ofertas para seguir creciendo como un líder que inspire y motive a su organización, y sobre todo, como aquel líder que los lleve hacia el éxito. 


¿Te interesa saber de qué se trata? Haz clic aquí y nos pondremos en contacto contigo de forma inmediata. 

June 19, 2020